Comparar propiedades

Venta de vivienda sobre planos impulsa el uso de la fiducia

Venta de vivienda sobre planos impulsa el uso de la fiducia

Allí, se administra la plata de compradores y se desembolsa si la obra logra punto de equilibrio.

Venta sobre planos.
El 70 por ciento de la vivienda que se vende en el país, se negocia sobre planos.

La presidenta de Asofiduciarias, Stella Villegas, destacó cómo la figura de la fiducia se ha consolidado entre los compradores de vivienda, especialmente quienes adquieren oferta sobre planos.

Vale recordar que la llegada de esta figura al mercado inmobiliario colombiano surgió después de la crisis de finales de los años noventa, cuando la mayoría de los constructores desarrollaron proyectos para venderlos después, en vez de comercializarlos primero sobre planos y empezar a construir únicamente tras lograr el punto de equilibrio (es decir, al comercializar más del 70 por ciento, como se hace ahora).

De hecho, una de las grandes lecciones de ese ‘bache’ en la historia inmobiliaria e hipotecaria del país fue, precisamente, la pre venta y, con esta, la entrada de la fiducia en el negocio. Según Villegas, ahora la gente va a los proyectos, escoge la casa o el apartamento que le gusta y entrega los recursos a una sociedad fiduciaria, la cual solo le desembolsa al constructor cuando logra ese punto de equilibrio.

La directiva agregó que “no solo es una herramienta importante para la oferta residencial. También se utiliza en otros usos como centros comerciales, oficinas etc. Sin embargo, efectivamente, en la vivienda es en la que más se usa”, anotó.

“La fiducia comenzó a utilizarse, tras la crisis hipotecaria de finales de los años noventa”

Así ha evolucionado este mercado

Para entender cómo ha evolucionado este mecanismo de respaldo a la inversión inmobiliaria en el país, Villegas reveló que el sector fiduciario administra actualmente 499 billones de pesos en 7 tipologías de negocio.

Además, 12 por ciento del total de activos corresponden a la fiducia inmobiliaria, cuando en el 2010 era el 7 por ciento. Incluso, el monto que manejan –con datos a marzo pasado– es de 60,2 billones, para un incremento de 9,6 por ciento frente al mismo mes del 2017 (ver gráfico). 

Sobre el caso específico de la vivienda, la presidenta de la Cámara Colombiana de la Construcción (Camacol), Sandra Forero, anotó que en el modelo comercial de la preventa el instrumento garantiza a los compradores que sus recursos están dispuestos en una entidad vigilada por la Superintendencia Financiera de Colombia.
Esto, en consecuencia, está atado al respaldo de una administradora experta en orientar y velar por la efectiva ejecución del proyecto.

Esto es algo importante en el proceso, si se tiene en cuenta que –según los datos de Camacol– actualmente el 70 por ciento de la oferta de vivienda nueva se comercializa sobre planos, y el 93 por ciento usa el mecanismo fiduciario dentro de su estructuración.

Pero, más allá de la confianza que se genera en los inversionistas de las obras de construcción, la fiducia también garantiza que los recursos destinados por los compradores sean usados única y exclusivamente para el fin contratado entre las partes: el desarrollo del proyecto inmobiliario.

A esta ventaja el economista de BBVA Research Mauricio Hernández le suma otra menos divulgada: “Reducir la probabilidad de crisis sistémicas que terminen afectando a otros sectores económicos, tales como el financiero y los proveedores de insumos de la construcción”.

Para el directivo, este último punto ha sido muy importante recientemente. “El sector edificador en el país lleva varios trimestres con retrocesos en su actividad. Además, sus inventarios crecieron. Pese a esto, las firmas constructoras, los proveedores y el sector financiero mantienen una buena ‘salud’. Claro, sin desconocer algunos aumentos en los indicadores de mora que, de todas formas, no afectan el funcionamiento normal del sistema crediticio colombiano”, recalcó.

Esto es algo importante en el proceso, si se tiene en cuenta que –según los datos de Camacol– actualmente el 70 por ciento de la oferta de vivienda nueva se comercializa sobre planos, y el 93 por ciento usa el mecanismo fiduciario dentro de su estructuración.

Pero, más allá de la confianza que se genera en los inversionistas de las obras de construcción, la fiducia también garantiza que los recursos destinados por los compradores sean usados única y exclusivamente para el fin contratado entre las partes: el desarrollo del proyecto inmobiliario.

A esta ventaja el economista de BBVA Research Mauricio Hernández le suma otra menos divulgada: “Reducir la probabilidad de crisis sistémicas que terminen afectando a otros sectores económicos, tales como el financiero y los proveedores de insumos de la construcción”.

Para el directivo, este último punto ha sido muy importante recientemente. “El sector edificador en el país lleva varios trimestres con retrocesos en su actividad. Además, sus inventarios crecieron. Pese a esto, las firmas constructoras, los proveedores y el sector financiero mantienen una buena ‘salud’. Claro, sin desconocer algunos aumentos en los indicadores de mora que, de todas formas, no afectan el funcionamiento normal del sistema crediticio colombiano”, recalcó.

GABRIEL E. FLÓREZ G.
Coordinador editorial Vivienda
En Twitter: @GabrielFlorezG

FUENTE: www.eltiempo.com

Publicaciones relacionadas:

La mejor inversión… Finca Raíz.

Lo dice Sergio Marín Valencia, gerente general de Marval, que construirá en Bucaramanga,...

Continuar leyendo

Incrementó del valor catastral fue de un 11,8 por ciento

Área construida creció 4,8 millones de metros cuadrados FUENTE CATASTRO DISTRITAL En la...

Continuar leyendo

Pensando en que invertir en este 2018, Finca Raíz una de las mejores opciones.

No es necesario disponer de grandes cantidades de dinero para entrar en el mundo de los bienes...

Continuar leyendo

Unirse a la discusión